Mogwai. Donostia. 7 de Febrero.

Los marineros son jóvenes aguerridos que no le tienen miedo a nada. Cuando se montan por primera vez en un barco quieren grandes olas, momentos emocionantes, calmas chichas de camino a la borrasca.

Excitación, peligro, tensión, aturdimiento. Su roja, juvenil y enervada circulación les hace desear gritar y llevar su cuerpo hasta los límites de lo posible.

Los cabos son gente experimentada, que no le hace ascos a las grande olas pero que sabe resguardarse. Las dudas y la experiencia va calmando los ánimos, y añadiendo tranquilidad a una pelea de la que nunca se quiere huir. Ya no se quiere morir joven.

Los patrones, amigos de la noche, los padres, los reyes, deben dirigir la nave mirando de reojo a esas variaciones de barómetro que se deben controlar. Buscando la belleza de los mares calmos, y evocando con cierta ternura y melancolía no exenta de religiosidad peleona aquellos días bravos a los que hay que enfrentarse con cada vez mejores instrumentos.

Su vida es algo más allá de la siguiente tormenta, de la enésima ola imposible, de la gran bestia, de la próxima pelea contra esos elementos  de la naturaleza que tanto nos han dado y cada día controlamos mejor. Pero, como siempre se ha afirmado entre buques y redes, teniendo siempre el máximo respeto a la mar.

Porque el pajarraco de la comandancia tiene que seguir aullando.

Mogwai actuará en Donostia en el Palacio Kursaal (entradas agotadas) el próximo sábado 7 de febrero.[Si van a sistir, lleven tapones.  Hay rumores de que la banda ha solicitado el triple de graves de lo que el Cubo del Kursaal suele ofrecer a los grupos de rock]

Info: Discografía (salvo el último disco)

13 comentarios en “Mogwai. Donostia. 7 de Febrero.

  1. si señor! susordenes! porque donde manda patrón…
    que tiene que ver este cursillo-cursilero sobre la jerarquía marinera con Mogwai?
    Por cierto, esos “reyes” del riesgo ya no lo son tanto, he hablado esta tarde con mi cuñado arrantzale, y siguen sin salir a la mar porque sus modernos aparatejos anuncian otro temporal. Y lleva así 3 meses, mantenido por mi hermana 😛

  2. Hay, pequeño grumete de chipironera. Si siguiera la carrera de los chicos se supone, y sólo se supone, que vería paralelismos con la historia narrada

  3. me has ablandado tanto que en el post anterior he puesto mi primer smile, que cosa.
    De los mogwai me compré (si, lo pagué) el disco Come on die young, y aunque me gustó, nunca me he sumergido del todo en sus profundidades, solo navego superficialmente por él.

Los comentarios están cerrados.