La Casa Azul: “Yo También (he flipado)”

La Caza Azul está que no para: Tras el interesante “refrito-recopilatorio-toma el micro y canta” editado por su sello Elefant, hace unos días se supo que la banda sonora de una película nacional iba a contar con su calidad y conocimiento en forma de canciones elegidas de otros y canciones editadas para la ocasión.

Hoy hemos conocido una de ellas. Y nos ha dejado sin habla. Una rumba, rumbita rumbera para la que no encontramos explicación. Aquí van varias alternativas al lo que viene a ser el tema principal de la película “Yo También”:

  • Guille Milkyway se ha dado cuenta que vive en la nube del éxito y ha decidido pisar calle. A lo Callejeros, se ha adentrado por las barranquillas para tomar el pulso de la calle. Y el pulso se  ha perdido en algún punto de las chabolas.
    Guille está planteándose adherirse a La Iglesia Evangélica, y dar conciertos en descampados con río cercanos a la gran ciudad para así notar el pulso de la gente y el precio de la vida (identificado en los tickets que cuelgan de los bragatangas). La imagen del vídeo parece ser anterior a esta conversión, dado que ahora el pelo le caracolea hasta casi sobrepasar el cuello.
  • Guille Milkyway se quedó encerrado un día en la expo de Cine de barrio (chungo) que hasta hace poco poblaba las paredes del CCCB barcelonés. Tras un pequeño ataque de ansiedad, decidió pasar las horas viendo los bucles de malrollismo que las distintas pantallas de la exhibición mostraban. En la espera estuvo afilando la entrada hasta hacerse con un estilete de plástico y cuando lo encontraron a la mañana deliraba con frases tipo “¿Donde está la oficina del Banco Hispano-Americano? Ostia, que me está entrando el mono…”
  • Guille Milkyway pasaba demasiado tiempo en las pruebas de sonido de sus conciertos. Como todo el mundo sabe, en las pruebas de sonido hay un espacio terriblemente amplio de tiempo en los que los técnicos, bajo la excusa de ir midiendo los graves y el rebote, ponen los peores discos jamás editados en nuestra tierra y cercanías. El exceso de exposición al disco de Estopa –uno de los preferidos de los técnicos- ha traído de vuelta estos lodos.
  • A Guille Milkyway se le ha acabado la música positiva del resto del mundo. Tras dar cuenta de Japón, EEUU, Inglaterra y Suecia y errar en la compra de música Inuí, el autor barcelonista ha decidido lanzarse a las travesuras y francachelas musicales patrias. Ahora ha sido la rumba, pero está estudiando lanzarse a las alegrías del Nuevo Mester de Juglaría, y cosas más locales como Almadraba, Dulzaineros del Bajo Aragón, Faltrikeira o Sorotan Bele.

Otras teorías hablan de sus ganas de experimentar, y de hacer caja de una santa vez. Pero son más increíbles que las aquí expuestas, sin duda.

1 comentario en “La Casa Azul: “Yo También (he flipado)”

  1. La tarde ha sido prolífica en nuevas teorías:

    A la ya conocida de Nuchachada Nui (ya saben, la de Kenny G y Michael Boltón, escenificada en este caso en Giorgio Moroder – Guille Milkyway) se ha unído unas variaciones locales y calorras.

    El lobby indie ha comentado que Guille y Ibon Errazkin son la misma persona. La calidad que tienen ambos seres no puede ser fruto de la casualidad. Las agencias de prensa han buscado fotos de ambos para demostrar lo erróneo de la misma, pero solo se han encontrado con montajes tipo “la portada del Pronto”.

    Otra teoría similar, esta vez desde Sevilla, afirma que Guille y el tercero de los Carmona son un solo DNI. Si se fijan, las publicaciones y giras de ambos nunca han coincidido en el espacio/tiempo

    Seguiremos informando

Los comentarios están cerrados.