A proposito de Conchita

Ayer nos invitaron a ir a ver a Conchita. Tocaba en un teatro de Donostia, en un evento patrocinado por Cadena 100.

No, eso de Cadena 100 no es la serie de hipermercados económicos reunidos para luchar contra el emporio chino, sino una empresa radiofónica de escucha nacional. Bueno, escucha si la enciendes y la pones.

Algunes apuntes tomados al natural sobre mi moleskine particular (el anverso de mi mano)

  • Grande o pequeño el escenario, la gente es igual. O casi. Conchita actuó en nuestras fiestas del año pasado, y recuerdo la crítica del DV. Venía a decir que ese tipo de conciertos suelen llenarse por gente que “pasaba por allí”, y entraban en trance alegre cuando sonaba el single.
  • Que el resto del tiempo, como quien ve la tele para dormir, con sonido de fondo y gente que se mueve. Conchita en teatro es algo similar. Sobre todo cuando revientas el aforo con invitas y entradas a 3 euros.
  • Decía que es “casi” igual, pero no lo es. En las distancias cortas la gente se lanza. Aplaude. Le rie las gracias al Manolo o la Pepa de turno (si es que tienen gracia. Conchita la tiene, tan pizpireta, tan ingenua), aplaude, las palmas o los coros son muy seguidos, aplaude, y contagian a los mudos. Y aplaude.
  • Detallemos algunos puntos
  • No es elegante decir, a la hora de pedir el coreoeoeoeo del público, la siguiente frase. Por muy cierta que sea: “Mira, si hacéis coros, os animareis más, el concierto os parecerá más guay y os iréis más contentos a casa. Y yo también, claro”
  • Tampoco es de recibo pedir 4 veces que el público coree un tema suyo. Vale que los sentados son más pasivos. Pero los tienes ganados o no por cercanía. En una de las peticiones la madrileña se atrevió hasta a solicitar dos tipos de cantos distintos. Todo esto antes de empezar el tema. Too much.
  • Es alta. Muy alta. Con tacones elevados, pero muy alta. Y muy guapa.
  • Curiosidad, comentada por la dama en el tablado: Cuando deja de cantar y habla al micro, su voz se convierte en algo mucho más agudo. No, tranquila chata, que no es hiriente. Pero si que suena a ñiña. Sin más.
  • Las letras. Madre mía que empacho emo-twee. El amor es dolor, que diría el otro. Que si me quieres, que si no se si salimos juntos, que si te agobio, que si antes era distinto. Una autentica biblia para quienes forran Tuenti de mensajes SMS incomprensibles. Esos a los que el mundo se les viene encima si su amado no le mira. Ese universo post-piruleta y pre-MDMA. Claro que si tienes 30 años o más, la cosa queda un pelín desfasada.
  • No hay problema. Podría ser una artista Disney tranquilamente. Adolescentes, de edad o mente, pueblan el teatro. Por lo que suspirarán ante las novelitas cantadas de Conchita. También hay niños entre los asistentes. La música no podrá ser considerada fiera, no…
  • ¿Qué tiene esa chica con los sofás?¿Busca la esponsorización de MundoMueble? Muchas canciones se desarrollan en ellos. Como no indica si son sofa-camas, entendemos que las historias son castas y puras.
  • Idem con los “itos”. Diminutivo de cercanía que alcanzó cotas de holocausto nervioso tras los discos de La Oreja de Van Gogh. Conchita ya avisaba con su nombre. Pero se cuelan bastantes de esos en sus letras.
  • Luego la música está bien y es agradable y eso. No es de lo peor que te puedes encontrar en esos espectros tan poco andados por nosotros. Llevándole la contraria a Jenesaispop, decir que Conchita es muy indie, menos que la Rusa pero más que Nena Daconte, aunque a ambas les traiciones los sonidos. Vale, también corre peligro de virar hacai Cristina del Valle, pero tan malos no somos.
  • Hablando de sonidos, veo que en la lista de intérpretes uno hace de Director Musical. Desde el desconocimiento…¿Cual es su función? ¿Decidir cómo debe de sonar el concierto o los temas?¿Recopilar clichés y adaptarlos?¿pensar en cosas que pueden funcionar en una actuación? Los hemos visto en otras ocasiones, con Miguel Bosé y Ana Torroja. Pero lo que nos han creado o transmitido creo que era algo tan hortera que iba en contra del deseo inicial.

10 comentarios sobre “A proposito de Conchita

  1. ¿lo de “muy guapa” te lo apuntaste en el anverso de la mano? pues se te borraría esa misma noche…

  2. Adolescentes??Yo ví muy pocos, había mucha gente mayor, mucha. El concierto estuvo muy bien, ella sencilla como siempre y desde luego, no, no sabes lo que es un director musical.

  3. O! Ez dakizu nola eskertu dudan kronika-disekzio hau! Mota honetako musikariekin gertatzen da, txintxo itxura hori daukatenez, zaila egiten dela kritika egitea emo-fan kuadrila majo bat zure kontrako kanpainan hasi gabe… Ausartu zara. Orain kontuz, igual Tuentin-edo talde bat sortuko da zu gorrotatzeko.

Los comentarios están cerrados.