Charades en Donostia

Desangelada visita de los Charades a nuestra capital ayer. A la hora de empezar la primera banda estábamos 16 personas en el Doka del antiguo. Parece que ayer era día de retiro, como confirmó el Brandy DJ que ayer pinchaba en el Eiger. Por cierto, que los Brandys se piran a Madrid a grabar su cooperada. Suerte boys!La Célula Durmiente, primera formación de la noche, contaban con una perra del infierno al bajo y eran un trío que debe pasar más tiempo en los juzgados que ensayando. Tengo oído que les han puesto una buena tanda de demandas a Pete Doherty y sus Libertines, Violent Femmes, Tom Verlaine, Interpol y los Clash por robo de melodías y riffs. 😀

Parlanchines y simpáticos a ratos, la sensación hubiera sido más positiva si se hubieran recortado un poco las mechas de la lista de temas. Para grupos que visitan por primera vez un pueblo, mejor ser concreto que extenso.

Quizás la culpa la tuviera la tele ETB3, que emitía live en internet el evento. Espero que hayan digitalizado al público y lo clonen cual Dolly pop porque, como indicaba el cantante, las únicas caras que se veían con claridad eran las dibujadas en la pared.

En el descanso pre-charade pudimos partirnos la caja con la portada del nuevo disco de Discípulos de Dionisos. Una estampa erótica, cómo no, con truquito en el montaje visual. Pronto estará en la calle, como lo estará el nuevo de La Buena Vida. Pedro Doherty nos contó que el EP de lanzamiento llegará antes de tu siguiente nómina y el disco entero para Marzo 2009.

Y llegaron las charades. Bueno, los/las charades. Sobre el escenario donostiarra fueron dos y dos. La otra dama se excusó por motivos personales. Motivos que algunos avanzan hasta su la salida del grupo. Y, para mayor dolor nuestro, tan sólo un micrófono para las voces. Nos perdimos una de las mejores características de la formación, sus solapamientos de voces.

El sonido, quizás por más numeroso, fue pelín más sucio y menos nítido que con el grupo anterior. Y la banda le pegó casi al rock de garaje (o pop de gaztetxe) cuando lo suyo es casi angelical.

Divertida la pose tímida de la teclista, que parecía hacer sudokus mientras tocaba. La cantante se esforzó en defender las canciones con bastante estilo, aunque muy diferente a lo que les ha valido aplausos y vítores.

Pienso que los miembros hablarán de “concierto de oficio”cuando hable de una fecha donostiarra que, por cierto, se comentaba que habían ido a fijo. ¿Quién pago ese dinero con los 40 gatos que estábamos? ¿ETB3 por la posterior emisión?