La Pena de los Vientos (nanoversion de una noche de sabado)

[Mister Jo, que no soy yo, hace una revisión del Concurso Pop Rock donostiarra]

Conozco las piezas del ajedrez como los dedos de mis pies y de mis manos. No sé lo que uno puede entender por eso, pero para mi es importante. En el currículo de mi biografía hay un alfil y una reina que no tienen nombre. Me lo preguntan todos los jefes de personal (las jefas no) a los que acudo, buscando un lugar en el mundo laboral. Y yo siempre respondo con el silencio.

Ahora que he sacado del anonimato a mi alfil poniendo ojos y cara a la Capitalidad Cultural doÑostiarra 2016 (la eñe, porque pongo la voz en español, nada más, no quiero que se busquen letras donde solo hay números), que he afianzado la economía de la Real Sociedad convirtiéndome en segundo accionista, y que podido cenar en el Kaxkazuri del Paseo Salamanca sin haber reservado, ahora, siento que ya puedo lanzar a los cuatro vientos mi secreto tan ridículamente guardado: fui, soy y seré miembro del jurado del Concurso Pop-Rock Ciudad de San Sebastián. En concepto de qué, yo que sé.

La noche del sabado9 me saqué unos euros rellenando los vasos verdes y naranjas heineken (una caricatura de lo que regalan los McDonalds), cambiándome la camiseta oficial de camarero con mi hermana pequeña (la que estudia para monja de Operación Triunfo) en los momentos que actuaban los grupos finalistas.

No conozco la cartografia de Zestoa, pero he comprobado que sus tribus urbanas no tienen una conexión idílicamente perfecta, o esteticamente reciproca. GRISES SUEÑOS representan a la hornada evolutiva del pop electrónico, a veces teutón, otras bizarro, tienen un par de visajes chico!chica que rememoran los new romantics, y su repertorio se homologa en cada actuación. Ese desatino con su club de fans, vestidos en el gaztetxe de HM y rotundamente fieles.

Tenia que volver a la barra en el intermedio cuando me secuestra una radio pirata , la que quiso sponsorizar el evento, y yo suelto nombres, apellidos, alias e incluso números de cuentas corrientes. Me liberan inmediatamente =creo que me han tomado por otro=, Así que me cambio_descambio_recambio, la camiseta con mi hermana para degustar el directo de PLASTIC. Hierba british a la que le falta una guitarra , no creo que se la hayan robado, y que ha heredado las mieles menos radicales de los mods, los oasis, o los brigtons. Aunque Lasarte se tenga que sentir orgullosa de sus empadronamientos.
Y cederles un bonopressing, de lavandería, vaya, para sus incandescentes e incólumes trajes blancos. Porque la noche dejo mucho barro. A punto de cerrar repertorio subieron a los que faltaban, una banda de metales, La pena de los Vientos, elementos metálicos infrautilizados en una bella noche de verano.

Ahora no, mi hermana quiere echarse unos morreos con el fotero de National Geografic, y me cambia la camiseta. Pongo vasos de verdes y de naranjas, hablo con Nerea la del pañuelo astenagusietarra, “quiero que sea bandera”, y me hago una raya en lugar que yo creía discreto. Se apuntan todos los camareros, y tengo que mandar un nuevo mensaje al diler.

Rescato a mi monja favorita en un rincón del monte, y me marcho, ya sin camiseta, a por los TRANSALPINE BOYS IN ICELAND.. duelo de guitarras, acústica y eléctrica, duelo de voces, seminal y armónica, un combo con demasiada profesionalidad. Una chica a mi lado dice que son como Fitipaldis , y su compañera, más cariñosa, le responde que a ella le recuerdan a Jarabe de Palo. Yo me quedo con sus canciones, y con sus letras, mientras recibo el mensaje de mi diler, estará en cinco5 minutos.

Posdata sin love: durante toda la Aste Nagusia estaré sirviendo en la barra del Peine de Los Vientos. Si alguna despistada ajedrecista quiere hablar en privado de lo que no se puede hablar en publico, no tendré inconveniente.

Morgan Freeman
Abuztua10donostia008

4 comentarios en “La Pena de los Vientos (nanoversion de una noche de sabado)

  1. hombre, pues parece que cada vez que se escucha algo pop-rockero en castellano hay que hablar de y comparar con los mismos grupos mainstream.
    A los transalpinos estos yo no los conocía, por cierto vaya nombre, pero lejos de clasificaciones me quedo con buen rock and roll, y en castellano, personales y con muchas tablas. No se si ha habido tongo o no, per creo que han sido los mejores del concurso (tanto en Doka como en el peine) y por eso han ganado. Pena que no haya un mejor premio, pero de eso ya habeis hablado bastante.

Los comentarios están cerrados.