Anthony Braxton.¿Are you talking to me?

Curiosa la experiencia de ver a Anthony Braxton y sus coleguitas en el Cubo pequeño Kursaalero ayer. Música contemporánea la llaman quienes le han querido poner puertas al campo.

La cosa empieza con todos los músicos en círculo (yeah, como en las terapias de grupo) apretando de forma locuela sus instrumentos mientras miran sus partituras. Así como 40 minutacos todos a saco, haciendo sonar esas notas que parecen dibujadas al libre albedrío, como si te echas una carrera y dejas que caigan gotas de agua negras en un sirimiri sobre tus pentagramas.

Durante el acto los músicos iban hablando entre ellos, como improvisando y cambiando en grupos de a dos las partes siguientes.  Destacable la imagen de la guitarrista. Fue verla y jurar que no iba a montar en un triciclo en la vida. Cosas de ver a la inspiración real de “El resplandor”, me temo. Que forma de contonearse, madre mía, qué miedo.

Ya me la imaginaba de ligoteo en un bar de singles, hablando con el Mike de turno y diciendole “pues yo toco la guitarra y tal”, y luego se lleva al mozo a casa y se pone en esa posesión tan suya. Al chico le faltaría tiempo para montarse en un cab.

Dicen que la música crea sensaciones. Y que este tipo juega más a ello. Me faltan conocimientos para afirmar si la fiesta txikipark de los isntrumentos con partitura de ayer fue buena o mala, snob o cruda. A mí me generó mucha tensión al principio, y una indiferencia brutal en los 3/4 finales de la única composición (o eso) tocada ayer.

Y creo que si te deja indiferente, por muy genios que sean los ejecutantes (que lo eran), la oferta no es buena.

3 comentarios en “Anthony Braxton.¿Are you talking to me?

  1. Ez duzu ezer kontatu Steve Colemanen kontzertuari buruz…
    Eta Biolayrena gustatu zitzaizun? Niri zeharo aspergarria egin zitzaidan, ordu erdia baino ez nuen aguantatu…

Los comentarios están cerrados.